...recuerdos de aquel niño que leía los libros de Gil Pérez en el viejo sillón de La Vega, aquellos recortes amarillos en el armario, aquellas tardes en la fría piedra del estadio, aquellos sueños, pensamientos y deseos que tuve desde aquella grada que fue mía, DESDE MI GRADA VIEJA...

sábado, 13 de noviembre de 2010

Nunca estuvimos más cerca

En muchas de nuestras conversaciones interminables, mis amigos unionistas y yo, entre recuerdo y recuerdo, de viajes, partidos, anécdotas... albergamos una ilusión, todavía  vigente, pero, ¿inalcanzable?..."Un título, o una final como poco, y de copa!"..."porque una liga es imposible"... decíamos... "y en el Calderón", "que en el Bernabéu nos come la otra afición", hablábamos...
En muchas de aquellas noches en Libreros en los 90, acabábamos nuestros brindis, con ese Hala Unión! inevitable y eterno... y en ocasiones, entrada la madrugada, con un  sentimiento desbordado de que sí, que algún día jugaremos una, que esto da muchas vueltas...
La situación actual no invita a ello, el sistema adulterado de copa para el 2ª tampoco... pero el Alavés (de 1ª) jugó una final de UEFA, no hace mucho y ahora en 2ªB!... ¿por qué no la Unión algún día?...
En cosas así refrendábamos nuestro deseo, de forofos enamorados hasta la médula de unos colores...

Pero ese día soñado en los 90, en aquellas calles del casco antiguo, entre litros, cartas e ilusiones de universitarios, ahora distantes... estuvo cerca de llegar en el 77.
La temporada 76-77, fué probablemente la más completa de las disputadas en primera división en aquel grandioso periplo, la llegada de Joao Alves y Juanito, y la continuidad  de Rezza y D'Alessandro, junto a los Juanjo, Lanchas, Pita o Pérez, hicieron de aquel equipo, un equipo sólido (34 goles encajados en 34 jornadas), que dejó escapar una plaza UEFA, al desinflarse en las cuatro últimas jornadas... adornando la temporada con la recordada victoria en el Bernabéu y la posibilidad final de disputar el título de Copa.

Una vez acabada la temporada, jornada 34, el 22/5/77, derrotados 0-1 por el Racing de Santander, sólo quedaban por disputarse los cuartos, semifinales y final de Copa...
que de fin de semana en fin de semana, como mini-jornadas de liga, serían seguidos de cerca por toda España, pués no había más competición nacional en juego; así, de domingo en domingo, en vez de liga... Copa... y la Unión en cuartos!

Real Zaragoza-UD.Salamanca, Español-Celta, Betis-Hércules y Athletic-Sevilla... formaron los cuartos de final de aquella primera copa que entregaba el Rey Juan Carlos I.

La Unión perdió 1-0 en la ida frente al Real Zaragoza, atajando Seoane un penalty en el descuento a un Zaragoza que jugaba con un jugador más desde el minuto 50 por ver Pedraza doble amarilla, y en la vuelta, aunque se adelantó el Zaragoza, un 3-1 final tras la prórroga, nos metió en semifinales del torneo del KO!
Nos tocó en suerte el Athletic, el rey de copas en aquel entonces, equipo de fútbol directo y aguerrido, favorito en todas las quinielas, no solo para ser finalista, si no para ganar el título también...
Con el partido de vuelta, que sería en casa, se hacía suponer para la Unión, una eliminatoria por lo menos competida...con el objetivo maravilloso de disputar la primera final de nuestra historia... y en el Calderón. Betis o Español esperaban.

Nada más lejos de la realidad, porque aunque la final estaba cerca, por el mero hecho de alcanzar las semifinales, sólo aguantamos 25 minutos en San Mamés...
Allí nos presentamos un 11 de Junio de 1977, con un equipo atípico...Seoane, Pedraza, Juanjo, Bustillo, Lanchas, Iglesias, Tomé, Lacasa, Pita, Juanito y Pérez.
Se lesionó Juanjo en el minuto 20, y la ausencia del central, sustituido por Ameijenda, no pudo contrarrestar el vendabal aereo del Athletic, que se fué al descanso con 2-0  y que acabó endosándonos 6, cinco de ellos de cabeza.
Noche memorable de Carlos que anotó cuatro y su asistente Txetxu Rojo, que simplemente, como comentaba Traid al final del choque "nos barrieron".


Iribar, Lasa, Guisasola, Alesanco, Escalza, Irureta, Villar, Dani, Churruca, Carlos y Rojo I, formaron el once del Athletic aquella tarde, en un San Mamés a reventar, el de las grandes ocasiones, en el que solamente fuimos el convidado de piedra, del que sí sería finalista.

Carlos arrodillado, no tuvo piedad de los centrales charros, aquella tarde.

 Carlos (arriba) e Irureta (abajo), en sendos remates de cabeza anotan así el primer y segundo gol en la meta de Seoane.


Tras disparo de zurda, (el único gol anotado con el pie de los seis), Carlos corre eufórico a celebrar el gol con Txetxu Rojo que espera al fondo, ante Pedraza como convidado de piedra.



Carlos incansable y ante la mirada de Lanchas, vuelve al acecho de la meta Unionista,
ante un San Mamés imponente.

video
Imágenes de aquel histórico 6-0 en San Mamés extraídas de Youtube. Rompecascos1898.

El partido de vuelta, sin historia, concluyó 1-2, con una pobre entrada, para lo que podía haber sido un Helmántico abarrotado, en pos de una eliminatoria, que se esfumó sin  remedio en el partido de ida que hemos resumido en imágenes.

Fué finalmente el Real Betis el que levantó esa copa, en aquella mítica final de los penalties, del duelo Iribar-Esnaola en el Calderón.

Rogelio el 25/6/77 levanta, para el Betis,  la copa que más cerca estuvo de las vitrinas Unionistas.

No pudo ser en el 77, nunca estuvimos más cerca que entonces, pero, ¿podrá ser algún día?...

A pesar de hacer muchos años que no levantamos jarras en Libreros, sigo pensando que sí... que todo es posible, que como soñamos tantas noches, algún día, no pongo fecha, iremos al Calderón...a por esa Copa.

P.D: Para mis amigos unionistas, que también son mis mejores amigos, con quienes sigo compartiendo esos sueños ¿inalcanzables?, que tuvimos de adolescentes.

2 comentarios:

  1. No te quepa duda que lo conseguiremos algún día! y la primera Mañana y contra nuestro eterno rival, por algo tenemos que empezar! Hal Unión!

    ResponderEliminar
  2. Algún día lo veremos, y por qué no, a viajar con la UDS por Europa, Hala Unión!!

    ResponderEliminar